Suscríbete

La prevención: el mejor tratamiento dental

La prevención: el mejor tratamiento dental

Resumen


México atraviesa, desde los años setenta, una transición demográfica. En 2050 dicha transición concluirá en una mayoría poblacional rondando los sesenta años de edad. Esto no tendría mayor particularidad si no fuera porque nuestro país sufre de obesidad: una pandemia que genera enfermedades crónicas como la diabetes, hipertensión y enfermedades cardiovasculares. Si la población no se concientiza de la gravedad de la situación, cada vez será más frecuente ver personas invidentes o con prótesis como consecuencia directa de no tratar y controlar adecuadamente estas enfermedades crónicas.

En la salud dental, el panorama no es mucho más esperanzador. Los pacientes con enfermedades crónico-degenerativas, presentan una mayor predisposición a tener caries. Las caries pueden estar causadas por la enfermedad per se, pero también por no corregir malos hábitos en el consumo de carbohidratos y en el cuidado de la higiene bucal.


México atraviesa, desde los años setenta, una transición demográfica. En 2050 dicha transición concluirá en una mayoría poblacional rondando los sesenta años de edad. Esto no tendría mayor particularidad si no fuera porque nuestro país sufre de obesidad: una pandemia que genera enfermedades crónicas como la diabetes, hipertensión y enfermedades cardiovasculares. Si la población no se concientiza de la gravedad de la situación, cada vez será más frecuente ver personas invidentes o con prótesis como consecuencia directa de no tratar y controlar adecuadamente estas enfermedades crónicas.

Figura 1

En la salud dental, el panorama no es mucho más esperanzador. Los pacientes con enfermedades crónico-degenerativas, presentan una mayor predisposición a tener caries. Las caries pueden estar causadas por la enfermedad per se, pero también por no corregir malos hábitos en el consumo de carbohidratos y en el cuidado de la higiene bucal.

Por diversos motivos hoy en día existe un abuso en la colocación de implantes dentales. Sin embargo, no debemos olvidar que un implante nunca será parte del cuerpo del paciente. Sin una corrección en los hábitos de higiene y una disminución del consumo de carbohidratos, los problemas de caries tenderán a aumentar, llevando a una mayor mutilación dental y colocación de implantes. Es por esto, que he basado la mayor parte de mi carrera en fomentar la prevención de problemas bucodentales.

Figura 2

Soy docente en la Universidad Anáhuac, donde instruimos a los alumnos a detectar las lesiones cariosas antes de que presenten una cavidad, mediante el simple análisis de los cambios de color y de la consistencia del esmalte. Una mancha blanca en la superficie lisa del diente puede indicar desde una técnica de cepillado que lastima al esmalte, hasta una actividad bacteriana elevada que forma ácidos y deja huellas de desmineralización dental.

En la prevención de caries y enfermedades dentales, no hay nada como un correcto cepillado y unos hábitos saludables, es por ello que aconsejo que se busque un odontólogo que base su práctica en la prevención.

¿En qué consiste la atención dental basada en la prevención?

Después de realizar una historia clínica y tomar registros, se valora la predisposición del paciente a desarrollar lesiones cariosas. Se evalúa el riesgo de caries con un cuestionario que ayuda al odontólogo a entender los patrones de consumo de azúcar del paciente, un conteo del biofilm o de la placa de bacterias que tiene la boca, que es lo mismo, y un examen de flujo salival que revelará el poder remineralizante que tiene la saliva del paciente para protegerlo contra nuevas lesiones.

Una vez conocida la propensión del paciente al riesgo de caries, el odontólogo deberá instruir al paciente en una técnica de cepillado adaptada a sus necesidades, que logre eliminar las bacterias que forman caries y limpie las áreas de entre los dientes, pues es ahí donde se albergan las bacterias más agresivas. La falta de hábito de limpiarse entre los dientes causa que la mitad de bacterias y ácidos se acumulen, agravando la enfermedad. Está comprobado que los pacientes con enfermedades crónico-degenerativas y una mala higiene dental, tienen un mayor riesgo a periodontitis.

Figura 3

Asimismo, recomiendo que esas manchas blancas de desmineralización que indican las primeras lesiones, sean tratadas con un barniz de fluoruro que acelere y garantice una rápida remineralización hasta de las manchas que la radiografía no es capaz de detectar. El barniz de fluoruro también disminuye la sensibilidad dental. En mi experiencia, Clinpro™ White Varnish para la remineralización es un gran aliado para la prevención de enfermedades bucodentales. Esta solución puede utilizarse en cualquier tipo de paciente: bebés con caries por el uso del biberón; diabéticos; pacientes con la boca seca, sensibilidad dentinaria o con evidencia de desmineralización.

Dependiendo del porcentaje de riesgo, el odontólogo deberá elegir materiales dentales inteligentes, que a la vez que sellen la lesión, liberen fluoruro y remineralicen las partes afectadas del diente a tratar e incluso de los dientes vecinos. Los ionómeros de vidrio de 3M ayudarán a tratar lesiones cariosas activas.

Figura 4

Finalmente, si el paciente requiere una prótesis dental que le permita una mejor masticación y estética, es importante recordarle que la prótesis es sólo el primer paso, y que su conservación dependerá en gran medida del seguimiento que el paciente haga de las indicaciones de higiene y de las visitas regulares a su odontólogo cada 3 MESES, quién se encargará de convertirlo en un verdadero experto en el cuidado de su salud dental para así evitar futuras lesiones y tener una sonrisa sana y radiante.