Suscríbete

Técnica de transferencia de las rugas palatinas a prostodoncia maxilar superior (caso clínico)

Técnica de transferencia de las rugas palatinas a prostodoncia maxilar superior (caso clínico)

Resumen


Las rugas palatinas tienen una participación importante en diversas acciones de la actividad bucal; sin embargo, en la prostodoncia maxilar superior total se desusa comúnmente su replicación. Este artículo propone una técnica simple y eficaz de copiado de estos rasgos naturales del paladar, al material con el que se confeccionara el dispositivo del maxilar superior.

Palabras clave: prostodoncia, maxilar superior, rugas palatinas, transferencia.


Hoy en día se piensa que el edentulismo ha disminuido debido a una exigencia de mejor atención bucal por parte del sector adulto mayor, una mayor tendencia conservadora de piezas dentales, y el auge del sector implantológico; sin embargo, prevalece un numero importante de pacientes a los que hay que tratar con protesis totales mucosoportadas, este tipo de protesis es utilizada en un 90% de los pacientes edéntulos totales ya que es el tratamiento de elección.¹ Esto ha hecho que la odontología busque mayor cobertura y amplitud en beneficio de este sector, incursionando en nuevas aplicaciones y desarrollos como la confección 3-D basada en la tecnología CAD-CAM, y el uso de composites protésicos.²-⁴ Debe señalarse que aunque estas tecnologías ya son considerablemente aceptadas e implementadas en muchos laboratorios, el trabajo de los técnicos seguiría produciendo de forma tradicional los dispositivos de prostodoncia por algunos años, por lo que se debe seguir innovando y mejorando el trabajo extra clínico mientras este cambio suceda por completo.

Las rugas palatinas son un grupo de estructuras distintivas, constituidas por una sucesión de pliegues y relieves fibromucosos más o menos prominentes que adoptan diversas configuraciones en la parte anterior del paladar duro. Comienzan a formarse a partir de la 12ª semana de vida intrauterina y solo cambian de tamaño por el normal crecimiento y desarrollo desde la infancia hasta la edad adulta, constituyendo un rasgo morfológico para la individualización.⁵,⁶ Esto ha derivado análisis, clasificaciones y un gran número de revisiones sobre las rugas como identificación en el ámbito legal.⁷ Debido a que su dibujo y estructura no cambia, ni se altera por sustancias químicas, enfermedades ni traumatismos, en caso de destruirse, se producen exactamente en el mismo emplazamiento que tenían.

Como ya se mencionó, se le ha dada poco valor protésicamente a la construcción de las rugas palatinas, existiendo escasas referencias de técnicas de su transferencia, siendo común observar la cara ventral de las prostodoncias maxilares con un terminado totalmente liso. Cabe recordar que las rugas palatinas en cooperación con la lengua, desarrollan funciones de palpación y aprensión de los alimentos para evitar lesiones de la mucosa bucal;⁸ omitirlas, puede asociarse en muchos casos a trastornos que ocurren en la lengua a mediano y largo plazo, llevándola a condiciones saburral y geográfica por el bajo rendimiento del autoclivaje fisiológico. Los artíficies de las prótesis han dado cuenta de ello, y han intentado suplantarlas con obleas estandarizadas prefabricadas; sin embargo, esta impostura biomecánica influye en la mecanorecepción lingual al no pertenecer a la configuración morfológica natural. El objetivo de la técnica de transferencia de las rugas palatinas es favorecer la asimilación de las funciones del paladar duro, tratar de replicarlas con exactitud llevará a otro nivel el trabajo del odontólogo y el técnico, dando un valor agregado a la labor protésica y con ello a la satisfacción total del paciente.

Caso clínico

Paciente femenino de 57 años que acude a consultorio, mencionando la necesidad de cambiar los dispositivos protésicos que usa, los cuales provocan malestar y lesiones recurrentes. Se elaboró una historia clínica para verter los datos de la anamnesis, en la cual no se reportaron enfermedades sistémicas que impidieran o limitaran los tratamientos estomatológico-protésicos. La paciente mostró pequeñas lesiones eritematosas en el maxilar superior que se presume fueron provocadas por el desajuste, localizando también una lesión de tipo fibrosa en la punta de la lengua en su porción derecha. A la evaluación con noción protésica, el proceso superior presento forma de “U” y el inferior forma de “V”, ambos con reabsorción moderada del hueso basal y características sésiles del epitelio masticatorio. La paciente refirió inadaptación protésica inicial del tratamiento anterior, el cual presentaba un importante desajuste y una lamentable condición estructural por múltiples fracturas y adaptaciones que alteraban la armonía estética dentobucal y facial (Figura 1). Se le explicó el plan de tratamiento, los procedimientos a realizar y la meta rehabilitadora; una vez aceptados, se firmó el consentimiento informado.

Figura 1a. Fotogramas iniciales de la paciente. Figura 1b. Fotogramas iniciales de la paciente.Figura 1c. Fotogramas iniciales de la paciente.Figura 1d. Fotogramas iniciales de la paciente.
Figura 1. Fotogramas iniciales de la paciente.

Procedimiento

Después de la toma primaria de modelos de estudio, se conformaron dos matrices de acetato en calibre .80 para confeccionar las cucharillas individualizadas que requería la impresión fisiológica o de trabajo, utilizando el hule de polisulfuro, por la precisión y el manejo de espesor uniforme que se requería, dada las cualidades del epitelio masticatorio. Se preparó una tercera, blanda calibre .40 para la transferencia de las rugas en el laboratorio (Figura 2). Después de la obtención de modelos se realizó el montaje en el articulador y fueron realizados los rodillos de cera para las pruebas de altura y enfilado de los dientes artificiales, encontrando clínicamente que el montaje del sector anterior poseía una completa armonía, reflejada en la posición estable de los tejidos blandos, yendo a las siguientes pruebas, obteniendo el mismo resultado (Figura 3). En el avance de la fase de laboratorio, el técnico recortó cuidadosamente todo el paladar de la base de acetato .80 rígido y adaptó el recorte de transferencia de la zona del paladar con las rugas duplicadas del acetato .40 blando, estabilizándolo y sellando la periferia con cera (Figura 4). Para buscar el nivel más perfeccionado de la línea roja o gingival, durante retoque del enfilado fueron colocadas bandas de teflón para acotarla y controlar el trabajo en las troneras durante el festoneado (Figura 5). Al desencerar, se retiraron las bases de acetato, apreciando en las muflas la personalidad transferida del paladar, por lo que procedió el acrilizado y termo curado (Figura 6). Extraídas las prótesis de la mufla se utilizó el aerosol oclusal para eliminar perfectamente los restos, excedentes y defectos,⁹-¹⁰ observando un grosor ideal en la prótesis de aproximándose 1.5 mm (Figuras 7 y 8). Obteniendo con ello, unas prótesis con alto resalte del caracterizado, pulido y terminado (Figura 9). En la cita de entrega se colocaron los dispositivos, observando una oclusión bibalanceada y estabilidad derivada de los vectores de fuerza. En el paladar se adquirió, por medio de las rugas artificiales, un exquisito patrón mimético (Figura 10). El resultado general fue inmejorable (Figura 11). Posteriormente la paciente fue canalizada a revisión especializada del área maxilofacial para la atención de la lesión de la lengua.

Figura 2.
Figura 2.
Figura 3a. Figura 3b.
Figura 3.
Figura 4a. Figura 4b.Figura 4c.Figura 4d.
Figura 4.
Figura 5a. Figura 5b.
Figura 5.
Figura 1a. Fotogramas iniciales de la paciente. Figura 1b. Fotogramas iniciales de la paciente.Figura 1c. Fotogramas iniciales de la paciente.Figura 1d. Fotogramas iniciales de la paciente.
Figura 1. Fotogramas iniciales de la paciente.
Figura 6.
Figura 6.
Figura 7a. Se aplicó aerosol oclusal en la cara ventral y dorsal de las prótesis para eliminar excedentes. Figura 7b. Se aplicó aerosol oclusal en la cara ventral y dorsal de las prótesis para eliminar excedentes.Figura 7c. Se aplicó aerosol oclusal en la cara ventral y dorsal de las prótesis para eliminar excedentes.Figura 7d. Se aplicó aerosol oclusal en la cara ventral y dorsal de las prótesis para eliminar excedentes.
Figura 7. Se aplicó aerosol oclusal en la cara ventral y dorsal de las prótesis para eliminar excedentes.
Figura 8a. El grosor de la prótesis posee un calibre sagital ideal de 1.5 mm. Figura 8b. El grosor de la prótesis posee un calibre sagital ideal de 1.5 mm.
Figura 8. El grosor de la prótesis posee un calibre sagital ideal de 1.5 mm.
Figura 9a. Prótesis terminadas con alto resalte de caracterizado, pulido y terminado. Figura 9b. Prótesis terminadas con alto resalte de caracterizado, pulido y terminado.Figura 9c. Prótesis terminadas con alto resalte de caracterizado, pulido y terminado.Figura 9d. Prótesis terminadas con alto resalte de caracterizado, pulido y terminado.
Figura 9. Prótesis terminadas con alto resalte de caracterizado, pulido y terminado.
Figura 10. Colocación de las prótesis; las rugas artificiales muestran un exquisito patrón mimético.
Figura 10. Colocación de las prótesis; las rugas artificiales muestran un exquisito patrón mimético.
Figura 11a. Sonrisa de la paciente y resultado final. Figura 11b. Sonrisa de la paciente y resultado final.
Figura 11. Sonrisa de la paciente y resultado final.

Conclusión

La técnica de transferencia de rugas palatinas por medio de matriz confeccionada al vacío es un excelente recurso para la consecución de estándares y patrones de alta calidad protésica bucal. Brinda mayor confort a los pacientes que usan los dispositivos protésicos, siendo fácil y práctica.

Referencias

  1. Delgado M. M., Álvarez S. M. Rehabilitación protésica total. Dentista y Paciente N 76 / diciembre 2014 Pg. 10-15.
  2. Petrallo M, Innovazioni tecnologiche e operative in protesi mobile totale. Ilmundo laboratorio odontotecnico. No 1 febrero 2014. Pg. 43- 51.
  3. Thaifin Michael. Restauraciones de aspecto natural creadas con un nuevo composite de laboratorio. Dental club technical, agosto 2015. Pg. 3-5.
  4. Foser H.P., Sulser S., Watzke R. Pensando fuera de la caja. Special feature. Ivoclar. Vol. 1/2014. Pg. 79-85.
  5. Torres N. Arrugas palatinas fisiológicas en prótesis parcial removible. Alta técnica dental, la revista. No 54; marzo – abril 2009 Pg. 8-11.
  6. España L. et al. Estudio de las características individualizantes de las rugas palatinas. Caso: Bomberos de la Universidad de Los Andes Mérida – Venezuela. Cuad Med Forense. 2010;16(4):199-204.
  7. Silva L. Ficha rugoscópica palatina. Brasil Odonto. 1938; 14:307-16.
  8. Fonseca G.M. Rodríguez F.C.D. Propuesta de codificación de rugosidades palatinas para su aplicación en odontología antropológica y forense. Oral Año 10. Num 31.2009 Pg.518-523.
  9. Hernández S.J., García S.K.D. Detección de defectos en las prótesis removibles. [en línea] 2018,1 [Fecha de consulta: 29 de enero de 2019] Disponible en: https://dentistaypaciente.com/sonriendo-al-futuro-119.html
  10. Coronado M.L.P. et al. Identificación bacteriana en superficies de resina acrílica. Revista ADM 2017; 74(1):40-45