Suscríbete

Determinación del grado de estrés durante la atención dental a adolescentes como factor de riesgo laboral para el cirujano dentista

Parte 2 de 2

Determinación del grado de estrés durante la atención dental a adolescentes como factor de riesgo laboral para el cirujano dentista

Resumen


El estrés supone una reacción compleja a nivel biológico, psicológico y social. La mayor parte de los cambios biológicos que se producen en el organismo cuando un individuo está sujeto a estrés no son perceptibles, por lo que se requieren procedimientos diagnósticos para determinar el nivel de la reacción. Los odontopediatras tienden a ser los especialistas mayormente relacionados con la atención y tratamiento de los adolescentes, sin embargo, a diferencia del trato con los niños, las normas de manejo de conducta no se adaptan a dicha población, por lo que aunado a los diversos cambios psicosociales que experimentan, resulta complicado establecer una comunicación totalmente eficaz entre el paciente y el operador en la práctica clínica. Esta atmósfera compleja, refleja un cambio en la práctica del especialista, ya que demanda mayor paciencia y comprensión a este tipo de pacientes, promoviendo a su vez la aparición de cansancio emocional en el profesional, factor predisponente a estrés laboral.

El objetivo de la presente investigación fue determinar el grado de estrés en los alumnos de diferentes especialidades odontológicas de la División de Estudios de Posgrado e Investigación (DEPeI), UNAM, en la atención bucodental de pacientes adolescentes y medir la relación estadística entre la presencia del síndrome, el género, edad y tipo de especialidad de los estudiantes.

Se aplicó la encuesta Maslach Burnout Inventory, estandarizada a nivel mundial, a todos los alumnos matriculados en el 2016, pertenecientes a las especialidades de Odontopediatría, Endodoncia, Periodoncia, Ortodoncia y Odontología Restauradora Avanzada de la DEPeI, UNAM, para medir el grado de estrés laboral presente en los alumnos en relación a la atención bucodental de pacientes adolescentes. De acuerdo a la aplicación de la encuesta, que se modificó de acuerdo al enfoque del estudio, se encontraron los siguientes resultados: de los 167 individuos encuestados las cifras de prevalencia para el síndrome de Burnout fueron de 7.78%, es decir, 13 sujetos mostraron un diagnóstico positivo. De ellos, 6 fueron mujeres (46.15%) y 7 hombres (53.85%). Referente a la edad de los encuestados se halló la presencia del síndrome de Burnout en 1 sujeto del grupo comprendido entre 22-25 años (7.69%), 10 del grupo de 26-29 años (76.92%), 1 sujeto del grupo de 30-33 (7.69%) y 1 más en el de 34-37 años (7.69%). En cuanto a la especialidad a la que pertenecen los sujetos de estudio se encontró que 2 de los casos positivos al síndrome de Burnout pertenecen a la especialidad de Odontopediatría (15.38%), 4 a Ortodoncia (30.77%), 5 a Periodoncia e Implantología (38.46%), 1 a Endodoncia (7.69%) y 1 a Odontología Restauradora Avanzada (7.69%) respectivamente. Conforme a los resultados, se concluye que las cifras de prevalencia del síndrome de Burnout en los especialistas de la DEPeI, UNAM, no son altas en comparación a otros estudios realizados en diferentes países, y sólo hay relación estadísticamente significativa en las variables relacionadas con la edad de los encuestados, encontrándose la mayor parte de los casos positivos en el grupo de edad de 26-29 años.

Debido a que los estudios de estrés laboral relacionados con la atención bucodental de adolescentes por parte de diferentes especialistas en odontología son escasos, se considera importante continuar con esta línea de investigación.

Palabras clave: cirujano dentista, especialistas, estrés laboral, síndrome de Burnout, adolescentes.


Discusión

Los resultados obtenidos en este estudio, teniendo en cuenta las limitaciones debido a la naturaleza del mismo y asumiendo una muestra por conveniencia, se deben tomar con cierta cautela.

Referente a la presencia del síndrome de Burnout (o síndrome de desgaste profesional) en estudiantes del posgrado de odontología de la DEPeI, UNAM, la prevalencia fue muy baja (7.78%) si se compara con estudios similares realizados en otros países, reportando cifras de hasta 45% en dentistas generales y especialistas pertenecientes a la Asociación Dental de Israel,26 40% en estudiantes de posgrado de la Facultad de Odontología de la Universidad de Atenas, Grecia,27 de 30% en personal de salud del Hospital Virgen de la Salud de Toledo en España28 y 18% en médicos del Hospital Roberto del Río en Chile.29

En lo que respecta a México, un estudio en el personal de enfermería de los Hospitales Generales de Ecatepec y Cuautitlán en el Estado de México halló cifras de síndrome de Burnout en 27% y 24% de la población de estudio respectivamente;30 y en alumnos de doctorado en la Universidad Pedagógica de Durango se halló prevalencia del síndrome de Burnout en el 27% de los estudiantes.31

En relación al sexo, la mayoría de los estudios realizados muestran que el síndrome de Burnout se presenta mayormente en mujeres, lo que contrasta con los resultados del presente estudio, ya que se obtuvo que el 53.85% de los casos positivos de síndrome de Burnout eran de sexo masculino, mientras que el 46.15% eran de sexo femenino.5,18,20,27,28,32

Concerniente a la edad, el grupo de 26 a 29 años registró la mayoría de casos positivos de síndrome de Burnout; situación que se asemeja a estudios realizados en Madrid, España; Atenas, Grecia y Querétaro, México en estudiantes de posgrado.1,27,33

De acuerdo a los resultados de la investigación, se mostró mayor prevalencia del síndrome de Burnout en alumnos de las especialidades de Periodoncia e Implantología y Ortodoncia. Sin embargo, existen pocos estudios que relacionan el tipo de especialidad odontológica con la presencia del síndrome; una investigación semejante en la Universidad Peruana de Ciencias Aplicadas encontró que la mayor prevalencia de casos positivos a síndrome de Burnout fue en la especialidad de Periodoncia, lo que concuerda con los datos recabados.34

La variación de los resultados puede haber estado relacionada al tipo de muestra por conveniencia, donde la distribución de cada una de las variables involucradas en el estudio no fue equitativa. De acuerdo al tipo de especialidad y los casos positivos de síndrome de Burnout, es importante señalar que las dos especialidades con mayor incidencia del síndrome fueron Periodoncia e Implantología y Ortodoncia, las cuales a diferencia de las demás especialidades, se desarrollan con un programa académico de 3 años, por lo que el especialista pudiera estar sometido a situaciones de estrés por mayor tiempo en la atención de adolescentes e influir en el grado de cansancio emocional, despersonalización, poco autorreconocimiento profesional y, por ende, aumentar los casos positivos de síndrome de Burnout.

Jacobsen señala que los signos de estrés e insatisfacción laboral son frecuentemente ignorados. Los dentistas generalmente son profesionales que están a cargo de sus ambientes de trabajo, esta situación los lleva a un pensamiento autocrático: en posición de completo control de la práctica profesional y de sus vidas.35

Tal como lo indica Shurtz, la literatura médica y dental apuntan a que el estrés puede ser un factor que influye en la instalación de depresión. Señala que los dentistas son algunos de los profesionales más propensos a sufrir de un cuadro depresivo debido a que ciertas características de la enseñanza de la profesión se relacionan directamente con un manejo inadecuado del estrés. Entre estos factores estresantes estarían involucrados la necesidad de perfección, la necesidad de resolver por completo los problemas dentales que aquejan a los pacientes y la percepción de menor estatus que otros profesionales de la salud.36

La interrelación de las situaciones anteriormente descritas combinadas con la compleja etapa de crecimiento y desarrollo en todos los niveles del paciente adolescente, dificultan la convivencia y comunicación para establecer una buena relación profesional-paciente, lo que presupone un desgaste emocional mayor por parte del odontólogo en su afán por enfatizar y facilitar la convivencia durante la consulta dental.

Sin embargo, como menciona Artola, es conveniente llevar a cabo ciertas acciones para mejorar la comunicación con el adolescente: no criticarlo, escuchar atentamente sus puntos de vista, tratarlo como persona mayor y permitirle tomar decisiones personales. Tomando en cuenta y poniendo en práctica estos puntos, el odontólogo puede disminuir en gran medida el cansancio emocional, el cual es uno de los principales factores que predisponen la aparición y establecimiento del síndrome de Burnout.37

Según Carrillo-Esper, las medidas recomendadas para prevenir el desarrollo y aparición del síndrome de Burnout son: realizar alguna actividad deportiva o de relajación (yoga o reiki), inculcar buenos hábitos a través de campañas y estimular el autorreconocimiento profesional. Por otra parte, para aquellos profesionales que ya han sido diagnosticados con el síndrome de Burnout, resulta elemental iniciar actividades para atenuar el nivel de estrés, tales como disminuir la carga laboral, iniciar terapias de relajación individual o en grupos, apoyo psicológico profesional, reservar tiempo y espacio para las aficiones personales, renovar las relaciones con amigos y familiares que se han desatendido en el pasado y cambio de malos hábitos de salud.38

Conclusiones

Aunque la prevalencia del síndrome de Burnout en los estudiantes de las diferentes especialidades tomadas en cuenta en este estudio en relación a la atención bucodental de pacientes adolescentes fue relativamente baja (7.78%), se debe considerar como un factor latente y presente que merma el rendimiento profesional de los especialistas y puede contribuir a la disminución en la calidad de atención.

Ciertamente, el trabajo directo con la población adolescente presupone una preparación psicológica para lograr la empatía con el paciente y poder establecer una relación armoniosa paciente-operador, situación que prevendría el desarrollo y aparición del síndrome de Burnout en el odontólogo. Para ello, es recomendable que el profesional ponga en práctica acciones que mejoren en nivel de comunicación con el paciente adolescente, tales como: escuchar atentamente sus puntos de vista, no criticarlo y tratarlo como una persona mayor capaz de tomar decisiones.

De la misma forma, es de vital importancia tomar medidas para prevenir la aparición y desarrollo del síndrome de Burnout en el odontólogo, mejorando los hábitos de salud, promoviendo el reconocimiento profesional y realizando alguna actividad deportiva o de relajación, para disminuir el nivel diario de estrés. Aunado a ello, en aquellos profesionales con diagnóstico positivo al síndrome de Burnout se recomienda a su vez, iniciar terapias de relajación individual o en grupos, reservar tiempo y espacio para las aficiones personales y contemplar el apoyo psicológico profesional.

Consideramos importante continuar con esta línea de investigación, debido a que los estudios de estrés laboral relacionados con la atención bucodental de adolescentes por parte de los diferentes especialistas en odontología son escasos, teniendo como objetivo indagar factores adicionales ligados al síndrome de Burnout y su repercusión en la actividad laboral, así como incluir otras variables de estudio y propuestas para solución del problema.

Referencias

  1. Cáceres G. Prevalencia del Síndrome de Burnout en personal sanitario militar [Tesis Doctoral disponible en Internet]. Universidad Complutense de Madrid; Madrid, España; 2006. [accesado 3 de junio 2016]. Disponible en: https://dialnet.unirioja.es/servlet/tesis?código=17550.
  2. Forbes R. El Síndrome de Burnout: síntomas, causas y medidas de atención en la empresa. Éxito Empresarial 2011; 160: 1-4.
  3. Gil-Monte P, Marruco, M. Prevalencia del síndrome de quemarse por el trabajo (Burnout) en pediatras de hospitales generales. Rev Saúde Pública 2008; 42(3): 450-6.
  4. Álvarez E, Fernández L. El Síndrome de “Burnout“ o el desgaste profesional: Revisión de estudios. Rev Asoc Esp Neuropsiq 1991; 11(39): 257-65.
  5. Atance J. Aspectos epidemiológicos del Síndrome de Burnout en personal sanitario. Rev Esp Salud Pública 1997; 71(3): 293 -303.
  6. Gil-Monte P. Un estudio sobre criterios normativos y diferenciales para el diagnóstico del síndrome de quemarse por el trabajo (Burnout) según el MBI-HSS en España. Rev Psicol Trab Organizac 2002; 16(2): 135-49.
  7. Shanafelt TD, Boone S, Tan L, Dyrbye LN, Sotile W, Satele D, et al. Burnout and satisfaction with work-life balance among US physicians relative to the general US population. Arch Intern Med 2012;172(18):1377-85.
  8. Prince L, Spence S. Burnout symptoms amongst drug and alcohol service employees: gender differences in the interaction between work and home stressors. Anxiety Stress Coping 1994;7: 67-84.
  9. Kaschka WP, Korczac D, Broich K. Burnout: a fashionable diagnosis. Dtsch Arztebl Int 2011; 108(46): 781-7.
  10. Neisberg S, Fenning S, Keinan G, Elizur A. Personality characteristics and propeness to Burnout: A study among psychiatrits. Stress Medicine 1991;7: 201-5.
  11. Borda M, Navarro E, Aun E, Berdejo H, Racedo K, Ruiz J. Síndrome de Burnout en estudiantes de internado del Hospital Universidad del Norte. Salud Uninorte 2007;23(1): 43-51.
  12. Ortega-Ruiz C, López-Rios F. El Burnout o Síndrome de estar quemado en los profesionales sanitarios: revisión y perspectivas. Int J Clin Health Psychol 2004; 4(1): 137-60.
  13. Alemany A, Berini L, Gay-Escoda C. El Síndrome de Burnout y los trastornos de la personalidad asociados: estudio realizado en tres postgrados de Odontología de la Universidad de Barcelona. Med Oral Patol Oral Cir Bucal 2008;13(4): 234-42.
  14. Flores C, Huerta R, Carrillo J, Zárate T, Mc-Grath M, Morales I. Incidencia de estrés en odontólogos de diferentes especialidades ocasionado por ruido en el consultorio dental. Nova Scientia 2009;1(1): 1-21.
  15. Friedlander A, Mahler M. Mayor depressive disorder; psychopathology, medical management and dental implications. JADA 2001;132(5): 629-38.
  16. Juárez A, Idrovo A, Camacho A, Placencia O. Síndrome de Burnout en población mexicana: una revisión sistemática . Salud Ment 2014;37(2): 159-176.
  17. Monton J, Casado E. Estudio de la población de 10 a 19 años de Pozuelo de Alarcón y Leganés. Rev Psicol Esp 2005;13(1): 33-39.
  18. Robles R, Cáceres L. Síndrome de Burnout en cirujanos dentistas de hospitales de Lima Metropolitana. Odontol. Sanmarquina 2010;13(1): 7-10.
  19. Rojas, G. Impacto del ejercicio profesional en la salud mental del odontólogo. Rev Dent Chile 2004;95(1): 38-40.
  20. Domínguez C, Hederich C, Sañudo J. El Burnout académico: delimitación del síndrome y factores asociados con su aparición. Rev Lat Psicol 2010;42(1): 131-46.
  21. Maddaleno M, Morello P, Infante-Espínola F. Salud y desarrollo de adolescentes y jóvenes en Latinoamérica y El Caribe: desafíos para la próxima década. Salud Pública Méx 2003;45(1): 132-39.
  22. Maslach C. The measurement of experienced burnout. J Organ Behav 1981;2: 99-113.
  23. Maslach C, Jackson SE, Leiter MP. Maslach Burnout Inventory: evaluating stress. A book of resources 1991;3: 191-218.
  24. Maslach C, Leiter MP. Job burnout new directions in research and intervention. Psychological Bulletin 2003;12(5): 189-192.
  25. Maslach C, Leiter, MP. Early predictors of job burnout and engagement. J of Appli Psychol 2008;93(3): 498-512.
  26. Zini A, Zaken Y, Ovadia-Gonen H, Mann J, Vered Y. Burnout Level among General and Specialist Dentists: A Global Manpower Concern. Occup Med Health 2013; 128.
  27. Divaris K, Polychronopoulou A, Taoufik K, Katsaros C, Eliades T. Stress and burnout in postgraduate dental education. Eur J Dent Educ 2012;16: 35–42.
  28. Del Río M, Perezagua MC, Vidal B. El Síndrome de Burnout en los enfermeros/as del Hospital Virgen de la Salud de Toledo. Rev Enf Cardiol 2003;28: 24–9.
  29. Ordenes N. Prevalencia de Burnout en trabajadores del hospital Roberto del Río. Rev Chil Pediatr 2004;75(5):449-54.
  30. Rodríguez C, Oviedo A, Vargas M, Hernández V, Pérez M. Prevalencia del Síndrome de Burnout en el personal de enfermería de dos hospitales del Estado de México. Fundamentos en Humanidades 2009;1(19): 179-93.
  31. Barraza A, Ortega F, Ortega M. Síndrome de Burnout en alumnos de los doctorados en educación de Durango, México. Enseñanza e Investigación en Psicología 2012;17(2): 377-86.
  32. Albaladejo R, Villanueva R, Ortega P, Astasio P, Calle ME, Domínguez V. Síndrome de Burnout en personal de enfermería de un hospital de Madrid. Rev Esp Salud Pública 2004; 78(4): 505-16.
  33. Rivera-Albarrán C. Relación entre cansancio emocional y el rendimiento académico en estudiantes de lincenciatura y posgrados de Odontología de la FMUAQ [Tesis de Grado disponile en Internet]. Universidad Autónoma de Querétaro; Querétaro, México; 2011. [accesado 14 de julio 2016]. Disponible en: http://ri.uaq.mx/bitstream/123456789/731/1/RI000321.pdf.
  34. Terán ES. Asociación de la percepción de estrés de los estudiantes que cursan asignaturas preclínicas con los que cursan asignaturas clínicas en licenciatura o posgrado en la Escuela de Odontología de la UPC [Tesis de Grado]. Universidad Peruana de Ciencias Aplicadas, Lima, Perú; 2014. [accesado 17 de junio 2016]. Disponible en: http://repositorioacademico.upc.edu.pe/upc/handle/10757/337368.
  35. Jacobsen P, Rudin R. To your health; keeping fit for life in dentistry. JADA 1991; 122(12): 49-52
  36. Shurtz J, Mayhew R, Cayton T. Depression: recognition and control. Dent Clin North Am 1986;30(4): 55-65
  37. Artola T, González T. Situaciones cotidianas de los adolescentes. 3era ed. Madrid, España. Palabra; 2000: 155-198.
  38. Carrillo-Esper R, Gómez K, Espinoza I. Síndrome de Burnout en la práctica médica. Med Int Mex 2012;28(6): 579-84.